Una chaladura perpetrada por Eric Cartman con mucho caos y poca gracia. Análisis definitivo de South Park: Snow Day!

Una chaladura perpetrada por Eric Cartman con mucho caos y poca gracia. Análisis definitivo de South Park: Snow Day!

marzo 25, 2024 Desactivado Por

Te voy a plantear algo más que razonable: ¿qué se le debe exigir a cualquier videojuego de acción multijugador ya entrados en 2024? Por poner algunas ideas sobre la mesa, la base es que te ofrezca una jugabilidad de la que te puedas fiar. Podemos sacrificar una buena historia en favor de los clichés si su sistema de progresión resulta atractivo, y da igual su apartado visual si la cámara no te entorpece. Desafortunadamente, South Park: Snow Day! no logra acertar en nada de lo anterior. Ni tampoco, como verás, en otros aspectos esenciales.

Vaya por delante que intenté hasta el final que me gustase South Park: Snow Day!, pero no encontré casi nada a lo que aferrarme. Sobre todo, cuando a todos los efectos se trata de la tercera parte de un grato y gamberro South Park: La vara de la verdad y un no tan inspirado Retaguardia en Peligro que cambió por completo el registro jugable. Sin embargo, ya te adelanto que Question y THQ Nordic llevan la franquicia iniciada por Ubisoft hacia la dirección equivocada. Y eso tiene doble delito cuando los creadores de la serie retoman sus papeles.

La premisa jugable de South Park: Snow Day! es intencionadamente sencilla: debes avanzar en equipo (con otros jugadores o con bots) por escenarios completamente nevados, de tamaño medio pero acotados, limpiándolos de enemigos hasta llegar a la siguiente puerta. Una vez se acaban los malos, la puerta se abre y una vez se acaban las puertas aparece el jefazo de turno. En algún tramo de cada capítulo en los que se divide la historia tocará hacer algo más, como reunir piezas, pero todo resulta tan superficial que el elemento de exploración puedes darlo por descartado.

Con esa base tan simple se pueden hacer cosas interesantes, que conste. En los últimos años se han hecho estupendos juegos de acción multijugador y otros que cumpliendo con lo mínimo ya acertaban. Daban lo que se esperaba de ellos. El problema de South Park: Snow Day! es cómo logra que esa sencillez siempre acabe jugando en su contra.

Como resultado, la ahora trilogía de fantasía y picaresca de South Park en los videojuegos pincha ofreciendo un estilo de juego torpe sobre niveles que van desde lo genérico a lo insulso y que, por regla general, no se lucen en pantalla al estar recubiertos por densas capas de nieve o ventiscas. Revistiendo el conjunto con el carácter de los traviesos niños del pueblecito de Colorado. Siendo esto último, como veremos, el gancho que sostiene toda la iniciativa. Al menos para los fans de Stan, Kyle, Kenny y el terrible Eric Cartman.

Un mal día en South Park es un buen día para Eric Cartman

Una ventisca mortal se ha apoderado de South Park, un humilde pueblecito de Colorado. Y cuando digo mortal no exagero: todo está paralizado, los daños son incalculables y está muriendo gente. Pero al pequeño Eric Cartman todo eso le da exactamente igual. De hecho, está feliz: en la tele han dicho que no hay clases y ahora que no tiene que preparar la mochila para volver a la escuela, vuelve a ponerse su sombrero de mago y sale a la calle (con la que está nevando) para jugar con los otros niños del pueblo. Y eso nos incluye a nosotros.

Si los juegos anteriores eran una parodia de El Señor de los Anillos o el cine de Superhéroes, en South Park: Snow Day! hay muchos elementos compartidos con las series de televisión como Juego de Tronos o The Walking Dead. Dividiendo el pueblo en facciones y misiones a las que accederemos a través de una Mesa de Guerra. Por no perder las costumbres, Cartman nos ha reclutado en su bando con el propósito de cargarse las otras facciones, lideradas por sus amigos. Eso sí, nosotros iremos delante que él tiene que hacer sus propias cosas de mago.

A partir de ahí South Park: Snow Day! va rodado: eliges un arma, algunos poderes especiales y cartas de fullería que te confieren un tipo de trampa que puedes activar cuando te convenga o la situación se complique. Creas un equipo con emparejamiento online antes de elegir capítulo o saltas directamente al campo de batalla con bots cubriendo todos los huecos posibles y, metidos en harina, simplemente te limitas a avanzar hasta llegar al jefe de turno. Recopilando por el camino papel higiénico o eringe negro para potenciar tus habilidades o cambiar tu aspecto. Hasta ahí, todo previsible.

La personalización en South Park: Snow Day! es un aspecto que no juega muy a su favor una vez hemos creado el personaje. Entre otras cosas, porque todos los niños son iguales y lo que cambia es el sombrero o la ropa, de modo que no vas a ver un contraste real en pantalla como el que puedes esperar en otros juegos de acción y aventuras. Siendo totalmente justos, todos los niños de la serie de South Park salvo unos pocos como Cartman, Timmy o Jimmy Valmer están cortados usando el mismo patrón. Sin embargo, se pierde la oportunidad de crear equipamientos realmente vistosos como en la saga Monster Hunter.

Dicho lo cual, y como en los dos juegos anteriores, somos un personaje creado por nosotros mismos que responde al nombre de «el niño nuevo». De hecho, si ponemos los textos en español veremos que se nos refiere como «niñe nueve» en cada uno de los diálogos para no hacer distinción de géneros (incluido el propio Cartman), pero a los malos en general se les designa como «enemigos». Con todo, y pese a esta iniciativa, tal y como se espera de la saga South Park: Snow Day! está colmadito de lenguaje ofensivo y explícito. Tanto en los textos como en las interpretaciones.

En las voces la cosa va a su ritmo, ya que podemos elegir entre los actores originales en inglés (con Trey Parker y Matt Stone interpretando casi todos los diálogos) o las de América Latina con una Patricia Azán que vuelve a hacer absolutamente suyo el personaje de Cartman aportando el tono y la identidad de lo que uno espera y desea encontrar con cualquier cosa relacionada con South Park. El problema, de hecho, no está en los personajes.

Un juego de acción con héroes torpes y sin gracia

Cualquiera que haya visto South Park o sus videojuegos sabe que sus personajes no se mueven e interactúan como los de otros programas animados. Y eso no es un problema. Pero plantear un juego de acción multijugador así es otra cosa: pese a que hay árboles de habilidad que mejoran nuestras estadísticas en South Park: Snow Day! te vas a encontrar con un grupo de estudiantes que se mueven como pingüinos sobre la nieve y atacan con las mismas dinámicas y estilo de los juegos lanzados hace tres décadas. Y eso, a la larga, no hace gracia. De hecho, lastra el conjunto.

South Park: Snow Day! carece de un sistema de clases, de modo que tus ataques están condicionados a las dos armas y los poderes especiales que elijas antes de decidir tu próxima aventura desde la mesa de guerra. Y da igual si prefieres la espada, el arco, la barita mágica o las dagas: al final la cosa se reduce a machacar el botón de turno poniéndote cerca del enemigo deseando lo mejor o tratar de apuntar con personajes diminutos y cabezones en escenarios caóticos y nevados.

Con todo, se podría más o menos hacer llevadero lo anterior si no hubiese un factor añadido: salvo que juguemos con el ratón desde PC, la cámara de South Park: Snow Day! será nuestra peor enemiga. Sobre todo, si activamos determinadas fullerías o poderes especiales. De modo que en lugar de fomentar ese esperado caos que se presume de las batallas campales entre los estudiantes del instituto de Colorado, nos tenemos que enfrentar al desorden que se manifiesta en nuestra pantalla. Y eso que los escenarios son simplones y demasiado parecidos entre sí por el tema de la nueve.

La experiencia multijugador y las opciones de juego son las que son, por otro lado: podemos elegir entre los capítulo que hemos desbloqueado y, una vez superado el segundo y vencido a la Princesa Kenny, acceder a un modo horda con cuatro mapas adicionales llamado To Danse With Revenous Shadows promovido por la gótica Hernietta que, a la hora de escribir estas palabras, no hemos podido probar dado que estaba inhabilitado. El motivo es simple, que conste, ya que se ofrece como DLC gratuito por la reserva del propio juego.

¿Y qué pasa con las opciones de emparejamiento? South Park: Snow Day! mantiene la simplicidad de su apartado visual y su propia interfaz y reduce todos los trámites a la hora de elegir misión a Buscar partida (pudiendo filtrar dificultad y omitir spoilers) y Organizar partida pública o con amigos. Eso es básicamente todo. Dicho lo cual, y a la hora de la verdad, la diferencia cuando juegas con amigos se reduce a que para los bots siempre será una prioridad resucitarte al caer derribado. Porque única diversión que se aporta en este juego pasa por los diálogos y los insultos de los protagonistas.

Lo cual nos devuelve a la casilla de salida: ¿hasta qué punto es verdaderamente entretenido jugar con amigos o desconocidos a South Park: Snow Day!? Ahí ya la cosa depende de cada uno, pero una vez te hagas con el mismo arma de Stan, una enorme maza, el resto es avanzar casi por inercia entre situaciones innecesariamente caóticas en pantalla para desbloquear contenidos y mejoras que, a diferencia de otros juegos de acción multijugador, tampoco resultan especialmente interesantes. Y no nos vamos a engañar: tampoco vinimos a por la trama, el poderío visual o el desarrollo de los personajes. Así está la cosa.

La opinión de VidaExtra

THQ Nordic no necesitaba revolucionar los juegos de acción multijugador con South Park: Snow Day!, sino ofrecer algo que fuese genuinamente divertido y gamberro. Aprovechar unos personajes que tienen carta blanca para hacer y decir lo que les da la gana sin consecuencias, y que se meten en enormes travesuras hasta darle una vuelta al surrealismo. Con suerte, añadiendo algún tipo de crítica social bien arropada por verdades incómodas. Y pese a que hay alguna que otra cosa salvable, como videojuego es una doble oportunidad perdida.

South Park: Snow Day! no es el primer juego de acción y aventuras basado en los personajes, aunque sí el primer impulso por el cooperativo online. Y, en el proceso, rompe completamente con los dos anteriores juegos de la trilogía protagonizada por el Mago Cartman y sus locos seguidores. Pero está claro que, a diferencia de La Vara de la Verdad, el juego de Question y THQ Nordic tiene la voz de Trey Parker y Matt Stone, pero no su firma y su toque.

Quizás, más allá del lanzamiento, la cosa mejore en South Park: Snow Day! O no. Sabemos que más allá del nuevo modo horda de su DLC gratuito, su pase de temporada habilitará otro modo adicional además de nuevos elementos con los que personalizar a nuestro personaje. Sin embargo, la nueva ventisca que ha azotado South Park no solo se ha llevado por delante daños, vecinos y la programación escolar, sino la oportunidad de ofrecer el juego de acción más gamberro y surrealista perpetrado por la mente de Eric Cartman. Una pena.

Precio de South Park: Snow Day!

Edición de coleccionista de South Park: Snow Day!

South Park: Snow Day! vale lo mismo en todos los sistemas: 29,99 euros. Lo puedes comprar en físico o digital en PC, Switch, Xbox Series X / S o PS5 sin que haya una diferencia de precio en el formato. Todas las copias incluyen gratis el DLC To Danse with Ravenous Shadows que suma un nuevo modo y cuatro mapas adicionales.

Además de la edición estándar tenemos la South Park: Snow Day! Digital Deluxe que suma a lo anterior y por 49,99 euros un Pase de Temporada en el que encontraremos 6 DLC que van desde un nuevo modo de juego a elementos para personalizar a nuestro protagonista.

Por último, pero no menos importante, desde la tienda oficial de THQ Nordic se ofrece una Edición de coleccionista de South Park: Snow Day! que por 219,99 euros añade a la copia del juego y el pase de temporada una bola de cristal de Cartman, el icónico gorro de lana, seis cartas de tarot, la banda sonora y un original portarrollos funcional para poner el papel higiénico en el baño.

Duración de South Park: Snow Day!

La idea de South Park: Snow Day! es revisitar con amigos los mapas de manera indefinida, mejorando las habilidades de nuestro personaje y su arsenal. Revisando mi partida he visto que los Capítulos del modo principal se puede resolver entre media hora y algo más. A lo que hay que sumar el modo Horda que nos llega como DLC. Quizás el tiempo se estire o acorte al jugar partidas con cuatro jugadores y sin la intervención de bots.

South Park: Snow Day!

Plataformas PC (versión analizada), PS5, Xbox Series X /S y Nintendo Switch Multijugador Si, cooperativo para 4 jugadores Desarrollador Question Compañía THQ Nordic Lanzamiento 26 de marzo de 2024

Lo mejor

Los diálogos ofensivos y el tono gamberro e irreverente del juego son algo omnipresente en la aventura

Lo peor

Desasiado caótico a los controles y con la cámara Pocos modos en escenarios que no dan demasiado juego

En VidaExtra | El día en el que EA pagó una morterada para tener a Tiger Woods en PS1 y fue saboteada por South Park


La noticia

Una chaladura perpetrada por Eric Cartman con mucho caos y poca gracia. Análisis definitivo de South Park: Snow Day!

fue publicada originalmente en

Vida Extra

por
Frankie MB

.